Cuando en agosto de 2007 nació mi hija Sara yo no conocía el término “Alta Demanda”

Es más lo único que sabía de bebés era que comen y pasan casi todo el día dormidos. Bendita ignorancia. Gracias a ella pasé un embarazo estupendo, una de las épocas más bonitas de mi vida y que guardo con mucho cariño. Recuerdo los últimos meses preparando la que en algún momento sería su habituación y mirando embelesada su cuna. Me la imaginaba allí metida durmiendo con esa carita de paz y tranquilidad que emanan los bebés de los anuncios.

Y llegó el esperado día en el que por fin pude ver su carita y cogerla en mis brazos y …me impactó. Su carita no era la de un bebé tranquilo y adormilado, qué va, antes de cortar el cordón umbilical ella me miró fijamente con los ojos muy abiertos y con una expresión en su mirada que lo decía todo aunque yo en ese momento no entendiera nada. Estaba alerta, expectante, espabilada y parecía que quisiera preguntarme qué estaba pasando allí.

Minuto 0, acababa de nacer y ya era diferente a lo que “se supone” que es un bebé.

A partir de ese momento comenzó mi nueva vida, en la que tuve que desaprender todo lo que sabía y aprenderlo todo de nuevo, en la que tuve que enfrentarme al mundo exterior y también a mi mundo interior. Una vida maravillosa en la que he descubierto los dones de mi hija y los míos propios. Porque la Alta Demanda puede ser una carga y una lucha o una bendición, solo es cuestión de perspectiva.

Yo elegí desde el primer momento ver todo lo positivo que tenía el vivir la vida de una manera tan intensa como mi hija parecía que estaba dispuesta a vivir (y hacernos vivir a todos) y fue un acierto.

Tú también puedes elegir vivirla con entusiasmo, disfrutando de todo lo que te ofrece y si es así yo puedo ayudarte a que tu camino sea más fácil de lo que lo fue el mío. Si eliges vivirla con sufrimiento, está bien, esa es tu decisión pero yo ahí no puedo ayudarte, lo siento.

¿Te sientes reflejada en esta historia?

¿Sentiste que tu hijo era diferente nada más nacer?

¿Te gustaría tener todo lo que necesitas para poder transformar tu vida como hice yo?

Permanece atenta a todas las novedades de Crianza de Alta Demanda para el próximo mes en el que vamos a hablar mucho de los Primeros Pasos en la Alta Demanda que son tan importantes para toda la evolución posterior. Porque si empiezas por el principio todo es más fácil y yo te ayudo a dar el primer.

Si tienes dudas ya sabes dónde encontrarme: monica@crianzadealtademanda.com, será un placer responderlas.